La salud de los Implantes Dentales.

07 Jun La salud de los Implantes Dentales.

Aunque los implantes sean artificiales, son tan susceptibles a la enfermedad como tus dientes naturales. Aunque la sintomatología es ligeramente distinta, tus implantes dentales pueden padecer las mismas enfermedades que un diente original. Parte del proceso de rehabilitación de implantes dentales comprender la prevención y el tratamiento de éstas. Hoy, desde el Blog de la Clínica Dental Miradent (Calle Sangenjo 21, Herrera Oria, Madrid (La Vaguada)); os hablamos de la salud de los implantes dentales.

 

Tras la colocación de implantes dentales, y suponiendo que no ha ocurrido ningún problema durante el procedimiento, te darás cuenta de la gran naturalidad de tu nuevo diente. Éste queda firme y fijo en su posición, indistinguible de los demás. La similitud entre un implante dental y un diente natural es uno de sus principales beneficios terapéuticos y estéticos del implante. Cuando pase el tiempo, podrás incluso llegar a olvidar cual es la pieza sustituida.

Pero éste parecido llega incluso más allá. Muchos de los pacientes creen que después de una visita al implantólogo especialista han conseguido un diente inmortal, que no puede enfermar y que no requiere tanta atención como un diente natural. En efecto, parece mentira que la salud de una pieza metálica y enormemente longeva como un implante dental pueda resentirse; pero es así.

Recuerda que un implante dental se ha convertido en parte de tu cuerpo, y que debe ser cuidado con la misma atención que el resto de tu dentadura. En caso contrario, tus implantes desarrollarán enfermedades. Existen diferencias, y en el caso de los implantes el hueso está menos inclinado a perder densidad, aunque las encías tienden más al sangrado; las enfermedades, sin embargo, son las mismas.

La enfermedad de las encías alrededor de los implantes dentales se conoce como Mucositis, y sus síntomas incluyen: sangrado, inflamación y enrojecimiento de la zona. La encía empieza a dejar de sostener el implante con la misma fuerza, y empieza a aparecer un espacio entre éste y la encía. Éste es uno de los síntomas más claros de la enfermedad, y sólo una revisión periódica con tu implantólogo de confianza permitirá detectarlo a tiempo. Un implante dental requiere un gran cuidado para garantizar su salud; si los problemas continúan, aunque tu higiene sea correcta, es posible que el origen del problema se deba a las pequeñas cantidades de cemento (el adhesivo que une implante y corona) que pueden quedar tras la colocación de implantes dentales.

La periimplantitis es un agravamiento de la Mucositis, cuando el hueso empieza a perder densidad y aparece pus. ¿Cómo solucionar la Periimplantitis? Es complicado, si la infección no remite a pesar de una higiene dental correcta es posible que tengas que pasar por la sala de operaciones.

Como siempre, recuerda que el mejor tratamiento es la prevención. Cepillarte con un cepillo eléctrico, usar hilo dental y seguir los consejos de tu implantólogo son algunas de las medidas que te garantizan las mejores posibilidades. Permanece alerta a cualquiera de los síntomas que hemos descrito, y en caso de duda, acude al mejor implantólogo para buscar su diagnóstico y su consejo. Como precaución, intenta visitar al especialista cada 3 meses después de la intervención.

En la Clínica Dental Miradent (Calle Sangenjo 21, Herrera Oria, Madrid (La Vaguada)); estamos orgullosos de nuestra tasa de éxito en implantes dentales. Trabaja con nosotros y te ayudaremos a garantizar un buen resultado.

Sin Comentarios

Publicar Un Comentario