Cuida tu salud bucal en verano

15 Ago Cuida tu salud bucal en verano

Quizá no lo habías pensado, pero la época de verano suele ser un momento especialmente conflictivo a la hora de cuidar nuestra salud bucodental.

¿Los motivos? Romper la rutina a menudo nos lleva a descuidar ciertos hábitos, lo que a nivel bucal puede transformarse en problemas como ciertos trastornos bucodentales o la aparición de inflamación en las encías.

Toma nota de los problemas bucodentales más comunes en verano y de nuestros consejos para evitarlos.

¿Qué problemas bucodentales aparecen en verano?

  1. Hipersensibilidad dental: y es que tal y como te contábamos hace unas semanas, la sensibilidad dental suele ser uno de los problemas más comunes durante los meses de verano. Además de por la ingesta de alimentos especialmente fríos, esto se debe a que durante estos meses solemos consumir ingredientes con un PH más ácido, lo que contribuye a aumentar esta sensación.
  2. Aumento de la placa bacteriana: en esta ocasión, el culpable no es otro que la  falta de rutina, lo que nos lleva muchas veces a descuidar el cepillado. Las consecuencias están claras, y es que al no llevar la limpieza a rajatabla aumentamos la acumulación de la placa bacteriana.
  3. Halitosis: también derivada de la falta de higiene durante los periodos de vacaciones, la halitosis suele ser otro de los problemas más comunes a los que nos enfrentamos. Problema que se ve agravado por un mayor consumo de bebidas alcohólicas o una mayor cantidad de tabaco.

Cómo evitar los problemas bucodentales durante el verano

Ahora que ya sabemos cuáles suelen ser los problemas más comunes que nos llevan a visitar el dentista de urgencia, podemos tomar nota de qué recomendaciones generales debemos seguir en este sentido para evitarlos.

  1. Intentar evitar al máximo las bebidas ácidas: o, en su defecto, tomarlas acompañadas de algún alimento sólido. Además, si lo que nos preocupa especialmente es la sensibilidad dental deberíamos intentar –en la medida de lo posible- cepillarnos los dientes tan pronto terminemos de consumir este tipo de bebidas.
  2. Priorizar el consumo de agua: y es que dejando de lado las recomendaciones en este sentido por lo que respecta a la hidratación, tan importante en verano, esto puede ayudarnos a mejorar también nuestra salud bucodental.
  3. No descuidar el cepillado: responsable de problemas como la halitosis o el aumento de placa bacteriana, es muy importante no descuidar la limpieza durante las vacaciones. Evidentemente intentaremos realizar el cepillado después de cada comida pero, si no podemos hacerlo, es importante al menos cepillarnos por la mañana y por la noche, tomando especial atención a ello después de cenar para evitar la acumulación de los restos de todo el día.
  4. Apostar por productos específicos: el último de los consejos tiene que ver especialmente con la hipersensibilidad, y es que si el problema se agrava, deberemos consultar con nuestro especialista para saber si nuestra rutina de cepillado debería incluir algún tipo de producto específicamente creado para luchar contra este problema.

Ya lo sabes: con estos sencillos consejos podrás hacer frente a los principales problemas bucodentales del verano.. ¡y a disfrutarlo!

Sin Comentarios

Publicar Un Comentario